Calendario

<<   Agosto 2012  >>
LMMiJVSD
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31   

Archivos

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog

Camino al Infierno

Por Armando Maronese - 12 de Agosto, 2012, 0:31, Categoría: Opinión

Intoxicada por una sobredosis de culto al ego y atragantada por el resentimiento, Cristina Kirchner promueve licenciosas maravillas dedicadas a su persona, demostrando que ha perdido su horizonte, fustiga a la sociedad azotándola diariamente por medio de golpes de efecto, dirigidos a amedrentar posiciones encontradas al menesteroso plan que pretende imponer por la fuerza ‚hasta lograr la sovietización del país

 

Mientras los habitantes del país sufren el descarado saqueo, la banda de suspirantes que le rinde alabanza, arenga a la señora cuando ésta interpreta su juego de apariencias sacudiéndose la suciedad para manchar a los enemigos del día. Los trenes descarrilan, los subtes no funcionan, los delincuentes asesinan, violan, secuestran, roban, el régimen profundiza el atraco, el que no afecta solamente lo económico, sino la dignidad, la moral y el porvenir de esta Argentina que ha ido cayendo en aguas torrentosas

 

Así las cosas, los sinvergüenzas sostienen mentiras rastreras. Nilda Garré desde el ministerio de inseguridad, condena a los ciudadanos a la muerte. Promoviendo la visión de que la ola de inseguridad es un invento de los medios. La comandante Teresa o Chiquita -ex brazo armado de montoneros-, volvió a declarar la guerra a los habitantes del país. Como si no fueran suficientes los anteriores improperios, Garré apeló a la ironía descerrajando un diagnostico poco feliz para eludir su conducta irresponsable ante la realidad que desborda la sociedad del nuevo infierno -aseverando-, “hay muchos robos, asaltos, entraderas y salideras solo porque la gente tiene más dinero.”

 

Por supuesto que no han sido novedosos los dichos de esta mujer, ya que son absolutamente coincidentes con los de Juan Manuel Abal Medina, quién insistió con que la inseguridad es un problema de la derecha, que se multiplica por medio de imágenes repetidas en canales de televisión, para que la población tenga la sensación de que los delitos se multiplican y así perjudicar al gobierno.

 

Este dúo que se cree iluminado, una por su pasado y el otro por portación de apellido, como también por una frondosa historia familiar plagada de muerte, atentados terroristas con los que su terrorista tío, Fernando Abal Medina, masacró sin piedad a muchos argentinos inocentes y se jactó de su mayor epopeya terrorista, el secuestro del Gral. Pedro Eugenio Aramburu, y su posterior fusilamiento.

 

Personajes nefastos como los anteriores conforman un régimen, cada vez más opresor y decadente, que coincide con las últimas medidas anunciadas por la viuda en sus jocosas y vulgares presentaciones, por medio de las cuales entre carcajadas y desvaríos impuso una suerte de sometimiento a esa sociedad, que trata de descomponer a partir del resentimiento y el libertinaje. No es menor la burla al intelecto que abiertamente la señora menosprecia. .Durante el montado vodevil, utilizado para interactuar con los corruptos y serviles funcionarios, siempre listos para participar en los deslices de exabruptos que les prodiga una viuda, que ha hecho del discurso una actuación grosera, burda, soez y desequilibrada, vitoreada y musicalizada por esos soldados militantes de La Cámpora que forman parte del elenco estable.

 

Los sismos provocados desde la cúpula maloliente, alcanzan duramente la integridad de los argentinos. Los cepos y los controles corroen las libertades de los ciudadanos, convirtiéndolos en rehenes de ésta tiranía opresora y vil que domina hasta el más mínimo de los movimientos.

 

Detrás una vedada democracia se esconden los fantasmas dispuestos a implementar la revolución marxista –leninista.  El ritmo de los acontecimientos se acelera junto con el mensaje hipócrita de la señora Kirchner, ese que desbarata las instituciones, hace añicos los principios republicanos y se apoya en un rompecabezas ideológico, impuesto por medio de cortocircuitos. Como eco del espíritu tiránico, el ruido de la revolución no ilustrada que se les quedó atragantada en los años setenta, hoy resucitada ha tomado las armas del poder absoluto, después de haber sido cultivada durante nueve años entre furias y revanchismos.

 

Momentos más difíciles se avecinan, el caos, la violencia y el descontrol se intensifican comandados por grupos antagónicos enfervorizados, dispuestos ha conducir el rebaño camino al infierno.

 

Sólo resta esperar que esa ciudadana -harta y desesperanzada-, salga urgente de la anomia que la aqueja y busque el camino alternativo antes que resulte demasiado tarde para lograrlo.


Por Armando Maronese

 

 

Permalink :: Comentar | Referencias (0)

Blog alojado en ZoomBlog.com