Calendario

<<   Junio 2012  >>
LMMiJVSD
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30  

Archivos

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog

Cristina Fernández frena las reformas laborales en Diputados

Por Inodoro Mendietta - 15 de Junio, 2012, 1:05, Categoría: Los Kirchner .Tiranías fascistas.

El kirchnerismo tiene cajoneados unos 30 dictámenes que mejoran las condiciones del empleado sin ningún costo para empleador, como las suspensiones injuriosas o la imposibilidad de embargar sueldos. Todas tienen dictamen pero son frenadas en labor parlamentaria. La comisión la preside Recalde y la inspeccionan varios “cristinistas”, todos subordinados bajo las órdenes de Cristina Fernández.

Recalde con Roberto Mouillerón y la socialista Alicia Ciciliani, en la Comisión de Trabajo, donde el kirchnerismo tiene mayoría para definir que temas van a recinto.

Lo extraño es que ninguna de esas iniciativas significa un costo para el empleador, como lo era el reparto de ganancias impulsado por Hugo Moyano hace dos años, frenado en la propia comisión que ya era presidida por Héctor Recalde, abogado de la CGT.

Hace mucho que Recalde no está en una situación cómoda. Su hijo integra la conducción de La Cámpora y preside Aerolíneas Argentinas, pero su jefe político y quien le dio la banca es Hugo Moyano, enemistado con la Casa Rosada.

Su desorientación quedó a las claras el lunes, cuando asistió a la conferencia de los diputados nacionales bonaerenses para repudiar a Daniel Scioli, y a la policía bonaerense por la muerte de Lautaro Bugatto. Ayer Pablo Moyano respaldó al gobernador y hasta lo ungió como candidato en 2015.

En la Comisión de Legislación del Trabajo, Recalde tiene una sólida relación con los diputados oficialistas que provienen de los gremios, como el propio Facundo Moyano, el moyanista Omar Plaini, el chubutense Juan Pais y el mendocino Juan González.

Pero también con los de otras fuerzas, como el ex ministro de Trabajo bonaerense Roberto Mouillerón (aliado a Felipe Solá), el petrolero Alberto Roberti (peronismo federal) y el recién asumido Víctor De Gennaro, fundador de la CTA y ahora en las filas del Frente Amplio Progresita.

El cristinismo puro tiene sus principales exponentes en esta Comisión, pero ninguno puede reunir votos para frenar expedientes y son simples espectadores que ven pasar proyectos por sus narices.

Es el caso de Andrés “Cuervo” Larroque, Eduardo “Wado” De Pedro, Mayra Mendoza y el tucumano Marcelo Santillán, exponentes de la agrupación juvenil La Cámpora.

Recalde desarrolla su propia agenda al margen de los telefonazos de la Casa Rosada. Y los resultados quedaron a la vista: este año se emitieron 33 dictámenes y hubo reuniones de asesores casi semanalmente, con más de 30 personas en la mesa.

Pero los dictámenes son ignorados en la reunión de labor parlamentaria, donde los jefes de bloque definen que temas a tratar. Con amplia mayoría, el kirchnerismo es quien decide que proyectos va a avalar en el recinto y por lo tanto el que demora las reformas laborales.

“Siempre las dejan de lado. No deben estar habilitados”, confió un miembro de otra bancada y testigo de cómo los temas laborales son desechados por Julián Domínguez y Agustín Rossi, presidente de la Cámara y titular del bloque oficialista. Lo extraño es que ninguno altera la rentabilidad inmediata de las empresas, por lo que se presume que en la Casa Rosada ni se molestan en repasarlos.

Por ejemplo, uno de los dictámenes pendientes es el que permiten a los empleados considerarse en situación de despido, en caso de haber sido suspendido injustamente. Otro traslada al empleador los embargos de salarios en vez de hacerlos sobre la cuenta sueldo y otro castiga con intereses los haberes pagados con mora.

“Hay muchos proyectos que buscan actualizar la terminología de la ley de Contrato de Trabajo que es de 1974, tomando la jurisprudencia de estos años. No pueden traer aparejado ningún conflicto”, se lamentó un miembro de la Comisión.

La bronca crece porque sólo en los primeros tres meses del año hubo siete sesiones por lo que, a diferencia de los años electorales, el cuerpo estuvo reunido muchas veces como para aprovechar a sancionar leyes. Claro que para eso el Gobierno, que tiene mayoría, debe dar su beneplácito. Y no siempre ocurre. La viuda negra no quiere.

Inodoro Mendietta


Permalink :: Comentar | Referencias (0)

Blog alojado en ZoomBlog.com