Calendario

<<   Marzo 2008  >>
LMMiJVSD
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31       

Archivos

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog

El amor no tiene edad

Por Armando Maronese - 13 de Marzo, 2008, 1:36, Categoría: Opinión

Mayores y jóvenes, jóvenes y mayores. En los últimos tiempos la diferencia de edad ha dejado de ser un impedimento para mantener una relación amorosa. Cada vez es más común encontrar parejas que cuentan al menos diez años de diferencia entre ambos o más de veinte. Estas parejas basan la solidez de su relación en la combinación del enriquecimiento de la conciencia y madurez, que suelen ser características del miembro más mayor, con la fuerza, vitalidad y frescura que incorpora el miembro más joven.

Los especialistas señalan que esta atracción tiene que ver con necesidades psicológicas no resueltas y que lo fundamental no va ligado a lo físico, sino a la personalidad, la sabiduría y al poder que simboliza una persona con experiencia. La edad no tiene tanta importancia cuando los dos miembros de la pareja son personas adultas y maduras que tienen muy claro lo que desean y esperan de una relación.

Cuando él es el mayor - Resulta la opción más común dentro de las parejas con diferencia de edad. Estas relaciones se han dado en todas las épocas y socialmente no está mal visto, aunque para muchos levanta sospechas sobre el interés que una mujer joven puede tener en un hombre adulto.

Generalmente, un hombre adulto busca en una mujer joven la frescura, alegría y belleza de la juventud. Le mueve el deseo de sentir que todavía es joven y de seguir viviendo la vida con intensidad. Ella le proporciona un aumento de su autoestima y confianza en sí mismo. Pero, en algunos casos, la atracción es sobre todo física, por eso no es de extrañar que, pasado un tiempo, le parezca demasiado inmadura.

La mujer joven, que se siente atraída por un hombre maduro, suele ser por la experiencia, sabiduría, estatus social o poder que posee. Busca la protección y estabilidad que un hombre adulto puede ofrecerle y le admira por la sabiduría y experiencia que da el paso de los años.

En cierta oportunidad, no hace mucho tiempo, una amiga de 40 años me comentó: "Con la edad nuestros sueños y anhelos no cambian. Seguimos siendo las mismas personas  buscando lo mismo: amor y felicidad. Yo me enamoré hace 5 años de un hombre 18 años mayor que yo. Le admiro por su cabeza, es una persona muy inteligente que cada día se hace más interesante. Cada día nuestro amor es más fuerte y aunque para nuestras familias inicialmente no fue nada fácil afrontarlo, actualmente están encantados. ¿Quién dice que con la edad no se sienten las mariposas en el estómago?".

Cuando ella es la mayor - Mientras las relaciones en las que el hombre es marcadamente mayor que la mujer han sido aceptadas, aquellas en las que la mujer resulta la mayor, siguen estando peor vistas y suscitan dudas y una gran curiosidad.

Esta situación ha surgido actualmente como consecuencia de la independencia profesional de la mujer, quien ya no depende económicamente de un hombre, sino que tiene una vida profesional y social totalmente activa. Se relaciona con personas de todas las edades y comparte profesión, estudios y aficiones, lo que la hace más interesante y atractiva y le da más oportunidades de conocer hombres de diferentes edades. Además y gracias a los adelantos en cosmética y estética y la tendencia actual a cuidarse cada vez más, hoy en día hay mujeres que se encuentran en sus cuarenta o cincuenta años y están estupendas y rivalizan físicamente con las más jóvenes.

Sin embargo, un hombre joven que decide estar con una mujer madura, busca en ella una mayor calidez, tolerancia y estabilidad que no encuentra en las mujeres jóvenes.

La mujer madura tiene la experiencia necesaria, para darse cuenta de que no hay que esperar al hombre perfecto. Conoce sus fallos y los acepta. No espera que su pareja se convierta en el príncipe de los cuentos de hadas. Esto aporta mayor seguridad a los hombres, que buscan en la mujer madura calor, comprensión y amor.

Otra amiga, de 53 años, considera que con su nueva relación con un hombre más joven, se siente viva de nuevo " Yo estuve varios años casada con un hombre de mi edad con el que he tenido dos hijos maravillosos. Guardo excelentes recuerdos de esa relación, pero por diversas causas nuestra historia no funcionó. Al año  de mi divorcio conocí a un hombre que me atrajo como un imán. Ramón tiene 31 años y aparte de una personalidad arrolladora, tiene una vitalidad y juventud desbordante. Un fin de semana en París, una escapada a la montaña, paseos interminables por el parque, noches de discoteca y de pasión sin fin…. mi vida ha recobrado su sentido y he vuelto a tener sensaciones que tenía ya olvidadas. Además puedo decirte que la madurez no es un asunto de años, sino de personalidad. Si hay amor, yo no miro el carnet", sentenció.

Superando los obstáculos - ¿Por qué dos personas que realmente se profesan un sentimiento mutuo y auténtico son condenados socialmente?

Las parejas con grandes diferencias de edad no están exentas de problemas, provocados por los prejuicios que aún existen en el entorno social. Los más incrédulos afirman que este sentimiento de amor, no puede nacer entre personas de diferencia de edad muy marcada sin que existan intereses de por medio. Todo el mundo se siente con el derecho de opinar sobre relaciones que muchas veces no conocen ni de cerca.

Las críticas son más hirientes cuando provienen del mismo entorno familiar. La situación se complica aún más cuando el miembro mayor de la pareja tiene hijos de anteriores relaciones, que se muestran poco comprensivos ante esta nueva relación y pueden provocar situaciones tensas o incluso obligar a elegir entre ellos o la nueva pareja. Lo más conveniente es mantener la calma y conservar la buena relación alcanzada con los hijos, hasta el momento de la formación de la pareja. Las críticas pueden ser afrontadas si se conocen los puntos fuertes que dan solidez a la pareja.

Superando muchos obstáculos, en la actualidad muchas parejas con diferencia de edad han permanecido unidas. Cada día hay más ejemplos de que el amor no tiene edad y quienes viven esta experiencia, pueden afirmar que para iniciar una relación así, no importa el dinero o el poder que pueda entregar una persona -aunque no niegan que existen muchos casos-, sino que lo verdaderamente importante es el amor y  el respeto que ambos se tengan.

Armando Maronese

Permalink :: Comentar | Referencias (0)

Blog alojado en ZoomBlog.com