Calendario

<<   Enero 2008  >>
LMMiJVSD
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31    

Archivos

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog

Lo bueno y lo malo que trae 2008 a la región de América latina

Por Andrés Oppenheimer - 8 de Enero, 2008, 18:43, Categoría: Opinión

MIAMI.- Ahora que ya llegó 2008, veamos cómo le fue a América latina en el año que termina: la buena noticia es que le fue bien y la mala noticia es que le ha ido menos bien que al resto del mundo en desarrollo.

Empecemos con las buenas noticias: las economías de América latina y el Caribe crecieron en promedio un 5,6% en 2007, según la Comisión Económica para América Latina y el Caribe, de las Naciones Unidas (Cepal). Fue el quinto año seguido de crecimiento continuo, un logro importante en una región acostumbrada a grandes altibajos de un año al otro.

Y, lo que es más, la pobreza en América latina ha bajado de casi el 40% de la población en 2005 a 35% en 2007, según la Cepal. "Es el período de mayor crecimiento seguido de la región en 40 años", me dijo el director de la Cepal, José Luis Machinea.

Según Machinea, el actual ciclo de crecimiento económico se puede comparar con el período de prosperidad de fines del siglo XIX, cuando Europa compraba grandes cantidades de materias primas latinoamericanas. Ahora pasa lo mismo, sólo que China ha ocupado ese lugar.

"Tenemos esta gran ventana de oportunidad que todavía va a durar algunos años -dijo Machinea-. Pero lo que me preocupa es que no sé si estamos aprovechando bien esta oportunidad para crear un crecimiento sostenido, mejorando nuestra competitividad, invirtiendo en infraestructura, innovación y educación."

Sin embargo, comparada con otras regiones del mundo, América latina se está quedando atrás.

En 2007, China creció un 11,4%; la India, un 8,5%; la mayoría del resto de Asia, cerca del 7%; los países del ex bloque soviético, un 8,1%, y África, un 5,8%. Al igual que en 2006, América latina fue la primera entre las regiones de menor crecimiento del mundo.

Y, lo que es más importante, los países asiáticos han reducido su pobreza de un 50% de la población hace cuatro décadas a 19% hoy.

Según lo que oí de los economistas en mis viajes a Nueva York, Pekín y Nueva Delhi, uno de los mayores problemas de América latina es la falta de continuidad en sus políticas económicas. Periódicamente, surgen líderes mesiánicos que quieren "refundar" sus países, muchas veces para enraizarse en el poder. Como resultado del constante cambio de las reglas de juego, hay menos inversiones domésticas y extranjeras que en Asia y otras partes del mundo en desarrollo.

Segundo, mientras gran parte de Asia está obsesionada con el futuro, una buena parte de América latina sigue obsesionada con el pasado.

El presidente venezolano, Hugo Chávez, por ejemplo, cita al general Simón Bolívar como el inspirador de todas sus decisiones e incluso, le ha cambiado el nombre a su país en honor a su héroe. El problema es que Bolívar, con todos sus méritos, se murió en 1830.

Tercero, mientras China, la India y muchos países asiáticos reciben inversiones en investigación y desarrollo, que producen exportaciones de alto valor, la mayoría de las inversiones en América latina va a proyectos de extracción de materias primas. Sólo un 1% de las inversiones mundiales en investigación y desarrollo va a América latina, principalmente por su escasez de científicos e ingenieros bien entrenados.

De todas maneras, hay razones para ser optimistas. Los países de América latina con presidentes "fundacionales" -Venezuela, Bolivia, Ecuador y Nicaragua-, juntos representan menos del 10% del producto bruto de la región. Hacen mucho ruido, pero son una minoría pequeña. Puede que la historia real de América latina esté siendo escrita en países como Brasil, Méjico, Chile, Perú y Costa Rica, que mantienen un rumbo, crecen y reducen la pobreza.

Mi conclusión: América latina crecerá en 2008, pero a un ritmo más lento, que la mayoría de los economistas proyectan en un 4,9%. Aunque muchos países seguirán desaprovechando el momento, habrá que prestar atención a Brasil, Perú y Colombia.

Brasil podría ser la estrella económica de 2008. Con una economía que empieza a despertarse tras varios años de crecimiento mediocre y con sus nuevos descubrimientos de grandes reservas petroleras, podría sumarse a la India muy pronto como la potencia emergente con más futuro.

Andrés Oppenheimer

M, 08 de enero de 2008

Permalink :: Comentar | Referencias (0)

Blog alojado en ZoomBlog.com